Amor en la Adolescencia

Manuel Fuentes Wendling

Si he tenido relaciones sexuales con una pareja o parejas anteriores, ¿debo informárselo a mi nueva pareja de relación adolescente?

 

   Si con una anterior pareja, o anteriores parejas, tuviste relaciones sexuales es un asunto de tu propia incumbencia y responsabilidad y de quien fue tu pareja o de quienes fueron tus parejas. Si fue una, dos o más, el caso es que lo hiciste y que tu y quien te acompañaba pensaron, o no pensaron las consecuencias probables de un embarazo. Eso ya fue una realidad y constituye un antecedente.

   Si fuiste tú quien dio el espacio suficiente para que esas relaciones se consumaran o simplemente llegaste a ellas por inducción, también es materia que es bueno que revises para establecer si querías que así fuese o simplemente te aventuraste pensando en una experiencia nueva.

   Pero tu actitud debe ser diferente ante una nueva pareja.

   Parte de la base muy concreta que no tienes ninguna obligación de informarle de lo que hayas hecho con tu pareja anterior o parejas anteriores, porque, vuelvo a insistir, tu relación de pareja en esta etapa adolescente de tu vida no implica compromiso alguno. La prueba es que has tenido otra u otras parejas y podrás seguir teniéndolas a futuro sin que pueda reprocharte nadie por ello. Por tanto, ese antecedente te demuestra que con tu pareja podrías relacionarte también circunstancialmente y no resultaría feliz que al entregar una información tan íntima, posteriormente, por la inmadurez de tu actual pareja ésta hiciera comentarios indebidos luego de terminarse vuestra relación, particularmente si eres mujer.

   No olvides que al interior de nuestras sociedades nacionales el machismo no solamente es una expresión que compromete a los adultos. También a los niños y a la juventud. Los adolescentes hombres en muchos países pueden tener relaciones sexuales incluso con la permisividad o complicidad de su padre. Pero si una adolescente mujer declara haberlas tenido, aunque sea una vez, puede recibir a lo menos una fuerte reprimenda, no exenta de insultos, hasta la expulsión de su hogar.

   Mi consejo es no contarle nada a nadie. Tú como persona tienes derecho a tu intimidad y lo que hayas hecho en tus actuales años de adolescente no le incumbe a nadie más que a ti, y solamente en caso de que estuviese comprometida tu salud deberás informarle a tus padres o a quien pueda auxiliarte.

   Porque el hecho de que hayas tenido relaciones sexuales significa que debes asumir la responsabilidad de resguardar tu salud. Esto te obliga a tener la certeza más absoluta que no la tienes comprometida con alguna enfermedad venérea o con el SIDA.

   Solamente un médico, al que debes someterte con o sin el conocimiento de tus padres, determinará si estas bien y te hará las recomendaciones del caso si la revisión personal que te haga o los resultados de exámenes de laboratorio llegasen a evidenciar alguna anormalidad en tu organismo.

   Finalmente debes considerar si eres tú quien con tus actitudes llevas a que se den las condiciones para conducir a tu pareja a las relaciones sexuales. Si así fuere tienes la obligación de pensar que tu actual pareja es diferente a las demás, que tiene sentimientos, pensamientos, ideas y creencias, y que inducirle a las relaciones sexuales podría generarle o problemas conductuales o traumas psicológicos, todo lo cual convertiría esta relación en un desastre o bien en algo insatisfactorio.

   Si encuentras el espacio de confianza suficiente conversa el tema del sexo y las relaciones sexuales con tu pareja. Hazlo de forma natural y analiza cómo reacciona. Será una medida que te servirá para saber qué tipo de persona es y qué actitud podría tener si, en un acto de sinceridad, a mi juicio injustificado, le llegases a contar que ya tienes experiencia en materia de sexo.

www.pololeos.com

 

Pregunta Anterior
Pregunta Siguiente